Nosotros somos nuestra identidad - morillas

Nosotros somos nuestra identidad

Para abordar nuevos retos, Ampans quería reflexionar sobre su posicionamiento y su identidad corporativa.

 

Ampans es una institución emblemática del Bages nacida en el año 1965, dedicada a la atención e integración de personas con algún tipo de discapacidad intelectual. Dispone de múltiples servicios asistenciales, formativos y ocupacionales y un equipo de más de 300 personas para atender a 1.500 personas con diferentes estadios de discapacidad intelectual.

Durante estos 50 años de historia, Ampans ha pasado de ser una asociación sin ánimo de lucro a –desde el pasado 2010– una fundación, con el objetivo de dar a la organización una mayor garantía y seguridad patrimonial.

Para poder abordar nuevos retos, Ampans ha querido reflexionar sobre su posicionamiento y su identidad visual corporativa.

Nuestro trabajo empezó por su vertiente más estratégica, entrevistando a directivos y personas afines de la sociedad civil, a fin de establecer un reposicionamiento que reflejara el afianzamiento, el crecimiento, la expansión y la comercialización de nuevas líneas de negocio que garantizaran la ocupación de sus usuarios.

De este proceso surgieron dos decisiones. Primero, su nuevo tagline “Juntos hacemos futuro” que fija el papel protagonista, cohesionador y de liderazgo sectorial. Y, después, la convicción de que el proceso de creación de marca debía tener una fórmula de elaboración excepcional que reflejara el espíritu disruptivo de la Institución.

De común acuerdo establecimos un escenario de co-creación que dio como resultado que todos los equipos de morillas, primero, estableciesen las bases conceptuales a partir de 8 territorios creativos que, posteriormente, permitieran a 30 monitores/educadores de Ampans y 150 usuarios colaborar en el proceso.

El resultado, una actividad coral canalizada a través de 4 talleres de experimentación -geometrías, pintura, alfabetos y expresión libre-, que aportaron una explosión de ideas posteriormente racionalizadas por los equipos creativos para poder desarrollar el proyecto gráfico.

La propuesta final, que complació a todos, presentaba una marca tipográfica realizada a partir de una serie de alfabetos dibujados por los usuarios. Esta debía responder a dos realidades: la participación de los usuarios y el reflejo del carácter espontáneo de lo que pasa cada día en Ampans. De aquí la naturaleza cambiante y dinámica del logotipo.

La nueva identidad busca en cada implementación una aleatoriedad para transmitir la riqueza de la propuesta y el atrevimiento de una institución, Ampans, que lo lleva en su misión.

Para nosotros, un proyecto que no olvidaremos y que hemos enmarcado en nuestra filosofía de responsabilidad social.